Radio Universidad Online

Alianza Cívica denuncia intención del gobierno de acabar con el diálogo

Miles de personas participaron en una caminata de unos 4 kilómetros en Managua en demanda de la liberación de los 157 personas que consideran son reos políticos y en rechazo a las intenciones del gobierno de dar por finalizado el diálogo con la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia.

El diputado sandinista Walmaro Gutiérrez declaró en el parlamento la necesidad de realizar un diálogo con otros interlocutores y con otros mediadores, desconociendo así el liderazgo de la Alianza Cívica y el rol de los Obispos pese a que estos últimos cuentan con el amplio respaldo nacional e internacional.

El gobierno además continúa acusando a los miembros de la Alianza como terroristas y los culpa de la crisis económica en que se encuentra el país a raíz de las protestas y que el gobierno respondió con represión armada.

Sandra Ramos, defensora de las mujeres obreras y además integrante de la Alianza Cívica dijo que era ridículo lo que pretende hacer el gobierno un diálogo solo a su medida y con personas que responsan a sus intereses:

Los grupos empresariales han cerrado fila apoyando a la Alianza Cívica y demandan al gobierno el reinicio del diálogo para buscar una salida pacífica a la crisis que vive el país, así lo señaló José Adán Aguerri, presidente del Consejo Superior de la Empres Privada COSEP.

Los organismos nacionales de derechos humanos también respaldan a la iglesia y a la Alianza Cívica para que continúen en el diálogo y además exigen al gobierno el ingreso del Grupo de Trabajo creado por el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos OEA, sin embargo el Canciller nuevamente en un mitin partidario y con trabajadores del Estado, reiteró que el gobierno no dejara entrar a ese Grupo y atacó a la OEA calificándola como injerencista y apoyar a los golpistas en Nicaragua.

Marling Sierra, directora del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, demandó al gobierno  detener la represión y el desarme de los paramilitares que continúan apresando a los líderes de las protestas cívicas de forma ilegal en todo el país.

 

 

Deja un comentario