Radio Universidad Online

Bosques de pino los más afectados con los incendios forestales en Nicaragua

Una cantidad aún no cuantificadas de hectáreas han resultado quemadas en los últimos días en varias zonas del país, debido a incendios forestales. Cuatro de los más grandes se registraron en la cordillera de Dipilto, Nueva Segovia, la reserva Indio Maíz, en Río San Juan, Estelí y cerca de la reserva Natura, en Managua.

Según el monitoreo del Centro Humboldt, los primeros puntos de calor en el incendio en la cordillera de Dipilto y Jalapa, Nueva Segovia, se registraron el día sábado 04 de   abril de 2020. Hasta el 10 de abril por la noche se habían registrado 246 puntos de calor, con un área afectada estimada de 1,300 hectáreas.

“La dirección de los vientos predominantes se orienta de Este a Oeste con rachas de 23 km por hora, lo que podría acelerar el crecimiento y un rápido desplazamiento del incendio facilitando su propagación”, especifica el comunicado de dicho centro que fue publicado el sábado 11 de abril.

Según datos del centro Humboldt “el uso de suelos en el área afectada es de un 20.0% de bosque de pino denso, 24.8% corresponde a Bosque de pino ralo, 21.9% tacotales y, así como un 17% de pasto, evidenciado que aproximadamente la mitad del área afectada corresponde a bosque de pino”.

El Ejército de Nicaragua y el Ministerio de Gobernación, informaron que efectivos de sus respectivas instituciones han estado trabajando en la sofocación de los siniestros en distintos puntos del país.

En un primer comunicado emitido el jueves 9 de abril, el Ejército de Nicaragua informó que trabajaban en la sofocación del fuego en unas 6 manzanas en el sector de San Cayetano, San Rafael del Sur, en la zona de amortiguamiento de la reserva Natura, pero en una nueva nota de prensa del viernes 10, indicó que eran 71 manzanas de bosque secundario.

La institución militar agregó que para combatir este siniestro se emplearon 25 efectivos, un vehículo pesado y medios especiales contra incendios.

Un comunicado del Ministerio de Gobernación informó que los Bomberos Unificados, en coordinación con autoridades del Instituto Nacional Forestal (Inafor), el Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales (Marena), brigadas comunitarias y las alcaldías de las comunidades afectadas, trabajaban en el combate de dos incendios en la zona de la cordillera Dipilto y en la comunidad El Paraíso, sector Miraflor, a 23 kilómetros de la ciudad de Estelí

El  director del organismo ambientalista Fundación del Río, Amaru Ruiz, informó que efectivos del Ejército y guardabosques llegaron el sábado 11 de abril a evaluar los daños provocados por el incendio en la zona de la reserva Indio-Maíz, el que según él, fue provocado por colonos.

En su cuenta de Twitter, Ruiz publicó fotos y videos de los incendios, además de un mapa satelital con los puntos de calor en la reserva Indio Maíz, donde se aprecian al menos 50 puntos de calor.

Agregó que en el incendio de la cordillera de Dipilto, el fuego abarcó más de 2,000 hectáreas de bosque, llegó a la zona urbana de San Fabián y se dirigía a Macuelizo, sin que hasta el sábado 11 de abril pudiera ser controlado.Por su parte, el grupo ambientalista Mogotón, informó a través de una nota de prensa, que desde el 6 de abril del 2020, se mantiene activo el incendio en la cordillera de Dipilto y Jalapa, donde se encuentra el río que abastece de agua potable a los pobladores de Ocotal, la cabecera departamental de Nueva Segovia.

Hazley Tourniel Rivera, del grupo ambientalista Mogotón, dijo en entrevista para Canal 12 que la cordillera Dipilto-Jalapa, está siendo saqueada ilegalmente.

“Lo que ha ocurrido es que hay un saqueo desproporcional en el área protegida de la cordillera Dipilto-Jalapa. Los pinares están siendo devorados por grupos madereros amparados con permisos espurios indiscutiblemente y están saqueando a un área tan importante para los segovianos”, destacó el ambientalista.

Tourniel afirma que el gran impacto estos actos se ve en el desabastecimiento hídrico por el saqueo indiscriminado.

 “Acá lo que hay es un saqueo de una manera desproporcionada, miramos que salen camiones de noche y en el día hay cantidades de camiones circulando con madera, con permiso indiscutiblemente del Marena, Inafor y las alcaldías. Necesitamos que se pueda frenar esto”, subrayó.

El Centro Humboldt, hace el llamado a la población a proteger los bosques y no provocar incendios, “hacemos un llamado a las autoridades correspondientes a desarrollar las capacidades nacionales para enfrentar este fenómeno que año con año termina arrasando una parte importante de nuestro patrimonio nacional”, demandan.

Por: Lester Arcia

Deja un comentario