Radio Universidad Online

Monseñor Báez manifestó alegría por quinto aniversario de elección del Papa Francisco

El obispo auxiliar de Managua saludó el quinto aniversario de la elección del Papa Francisco a la silla de San Pedro como líder de la Iglesia Católica. El religioso remarcó que el Sumo Pontífice no está intentando renovar nada, sino que simplemente está poniendo en el centro de la Iglesia a Jesucristo, el Evangelio y la opción preferencial por los pobres.

“Yo creo que el Papa no tiene planes, no es un pontificado ideológico. Este es un Papa que se deja guiar por el Evangelio”, destacó Monseñor Báez quién también expresó que no es que Jesús o el Evangelio no estuvieran en el centro durante otros pontificados, sino que a veces se prioriza la diplomacia, los dogmas y ritos y se olvida de la importancia del mensaje liberador de Jesús.

El obispo Báez expresó que la Iglesia de Nicaragua hace su mayor esfuerzo para adaptarse al nuevo estilo pastoral que está proponiendo el Papa Francisco, y aseveró que el pueblo de Nicaragua ama la figura del Papa latinoamericano. También enfatizó su capacidad de comunicar el mensaje de la Iglesia en el mundo actual.

“Yo creo que el Papa Francisco es amado por el pueblo de Dios. Los obispos de Nicaragua lo admiramos e intentamos seguir sus directrices evangélicas con fidelidad y entusiasmo”, recalcó el líder religioso nicaragüense.

Monseñor Báez alertó que muchas veces el mensaje que el Papa Francisco desea expresar termina siendo vaciado en su contenido para reducirlo a ciertos lemas o eslóganes que se repiten en los círculos eclesiásticos. Por ello manifestó la importancia de tomar en serio lo que el Pontífice está expresando de cara a ser una institución más cercana a la población.

“Yo observo un peligro en relación con el Papa. Tiene frases que se han hecho célebres a lo largo de estos cinco años. Entonces se corre el peligro muchas veces de reducir al Papa a eslóganes: ´Iglesia en salida´, ´Pastores con olor a oveja´, ´La Iglesia hospital de campaña´. Creo que, si nos quedamos en el eslogan, no captamos todo lo que él nos está diciendo”, señaló el obispo.

Ante los eslóganes, monseñor Báez subrayó que el reto es ir mostrando que parte de los mensajes que transmite el Papa son parte de los signos de los tiempos que pueden ir contribuyendo a la búsqueda de una Iglesia con un mayor compromiso social y una mayor voz profética en la sociedad.

“Creo que hay un reto muy grande. Pasar de los eslogan y maravillosas frases del Papa a la comprensión evangélica de estos eslóganes. A lo que hay de palabra de Jesús, de inspiración del Espíritu (Santo) y a lo que representan como compromiso a nivel de ministerio pastoral, organización eclesial, de estilo de misión. Hay que ir del eslogan a la práctica, y eso está costando”, finalizó Monseñor Báez.

Deja un comentario